Way out

Antonio Orihuela

Viernes 12 de agosto de 2011


 

La poesía dejará de ser una cosa triste

cuando empiece a tener que ver con la vida de la gente,

cuando la gente vuelva a ser la que decide qué hacer

con sus vidas y con sus palabras,

mientras tanto

todo esto que hacemos seguirá siendo literatura.

Últimos artículos El Salmón Contracorriente
  • España: el fin del bipartidismo
    Seis meses después de las últimas elecciones la ciudadanía española vuelve a las urnas para elegir un nuevo gobierno. Aunque todo dependerá de... 25 de junio de 2016
  • Brexit: Jaque a la Unión Europea
    El apenas esperado acontecimiento de la salida del Reino Unido de la Unión Europea puede comprenderse como una de las posibles consecuencias no... 25 de junio de 2016
  • El problema del programa económico
    Uno de los temas recurrentes en la izquierda cada vez que hay elecciones es el del programa económico: las organizaciones revolucionarias, de... 25 de junio de 2016
  • Carta al crecimiento sin límite
    ¿Cómo puede crecer la economía eternamente en un planeta cuyos recursos son finitos? El tan afamado Acuerdo de París aspira a no superar los... 25 de junio de 2016
  • Una cooperación para el Desarrollo de un país responsable en un mundo sostenible
    La cooperación española necesita un cambio, una política de desarrollo que luche por la construcción de una sociedad “solidaria,... 24 de junio de 2016