Ficha: Recogida de fruta que no se recoge


 


¿QUÉ ÉS?

Para muchos agricultores no es rentable la recogida de su cosecha, sobre todo en frutales donde la recolección es manual, por lo bajos que son los precios en origen que son marcados por las grandes distribuidoras de alimentación.

Para un grupo de parados esta situación puede ser una oportunidad para trabajar. Pueden ofrecerle al agricultor un dinero por recolectar su cosecha, encargándose posteriormente de comercializarlo directamente al consumidor, con lo cual obtendrá ciertos beneficios, vendiendo a un precio razonable y competitivo.

OBJETIVOS

• Se trata de dar salida a producciones de alimentos que se echarán a perder y de que el productor pueda obtener unos beneficios por ellos.

• También se crean una serie de personas obtienen unos ingresos por trabajar en la recolección y en la comercialización

NECESITAREMOS

Las necesidades materiales son escasas, pues se supone que el agricultor contará con los medios para la recolección. Si hará falta una furgoneta para el transporte.

GESTIÓN

• Se contacta con el agricultor y se establecen las condiciones del intercambio.

• Para la comercialización directa al consumidor se pueden seguir distintos caminos:

o Se puede contactar con grupos de consumo o colectivos que valoren la iniciativa y quieran comprar los productos.

o Se puede optar por la venta ambulante, en mercadillos o no.

DIFICULTADES

El pago de los impuestos correspondientes a la actividad puede dificultar la obtención de beneficios reales.

EXPERIENCIAS

Esta ficha se inspira en el proyecto de la Asamblea Popular de Castellón “Naranjas Indignadas” (https://docs.google.com/document/d/1ebM3q7_acKudksXrU7DWuPcWD0EIWFEOw6b3EHHO7F4/edit?pli=1).